50 cosas para hacer en Caracas





Te preguntas ¿qué hacer en Caracas, a donde ir, que lugares visitar en pareja o con los niños? 

Hay lugares básicos que debes conocer en cualquier ciudad que visites, por esparcimiento o por cultura. Sin embargo, todas las ciudades esconden lugares que guardan un encanto singular, y que en las guías comerciales no los encontrarás. Las ciudades crecen muy rápido y espacios nuevos van naciendo y no siempre estamos a la vanguardia de estas novedades que se van creando, hay muchos lugares que no conoces así que para los que preguntan ¿qué hacer para divertirse en Caracas? o ¿que planes o lugares visitar en pareja en Caracas? aquí te presentamos una recopilación de "50 cosas que debes conocer de Caracas" y está bien pensada.

Teleférico de Caracas 

En la zona de Mariperez, se encuentra la estación principal de dicho sistema teleférico, la experiencia es sin igual desde el primer momento en que subes al funicular, la vista panorámica de la ciudad, la sensación de vacío sobre la altura serán tan solo el inicio de la aventura. Una vez arriba encontrarás varias actividades que puedes realizar en lo más alto de la montaña, hay telescopios para ver la costa varguense y del otro lado del camino verás el hermoso valle de Caracas.

Hay varios puestos de comida, un par de restaurantes, antiguamente había una pista de patinaje sobre hielo que no se con precisión si sigue abierta, hay parques infantiles, y el famoso hotel en el Ávila que lleva por nombre Humboldt, un particular icono, símbolo de la ciudad.

El hotel Humboldt. fue recientemente re-inaugurado luego de permanecer varios años cerrado por obras de remodelación, que finalmente fueron culminadas luego de ajustar la obra a los valores arquitectónicos originales, así que si lo visitas podrás sentirte en el brillo de los dorados años 50, revivir la distinguida historia caraqueña que está grabada en cada uno de sus pasillos, habitaciones, salones, piscina, restaurantes, áreas sociales y hasta en los muebles que lo decoran con el refinado y exquisito gusto de la época. 


Galipán, un jardín en la montaña.


 Este lugar se encuentra interno en El Ávila y es un lugar muy hermoso, famoso entre muchas razones por sus diversos sembradíos de flores que sus habitantes cultivan para vender a las floristerías y mercados de Caracas, con no menos honores se destacan también por sus deliciosos y típicos sándwiches de pernil.

En los últimos años, en este hermoso pueblito alejado del bullicio de la ciudad, ha crecido mucho la movida gastronómica. Así que, ahora también es una excelente opción si lo que deseas es disfrutar y conocer novedosas opciones de restaurantes con gastronomía de altísimo nivel. 

Los Galipaneros, han desarrollado un solido servicio de posadas, donde podrías pasar de una forma muy romántica y tranquila un fin de semana, además de relajantes spas, hacen de Galipán un lugar perfecto si lo que deseas es fugarte del estrés de la ciudad, no faltarán hermosos atardeceres y amaneceres que te dejarán sin aliento, el sonido de las aves, la paz de la naturaleza serán tus anfitriones. 
A este hermoso pueblito se puede llegar tanto por el Sistema Teleférico Waraira Repano, como por carretera, para la cual se amerita de vehículo rustico. Sí no tienes un 4x4, no te preocupes, que los lugareños ofrecen servicio de transporte los cuales salen desde la estación del teleférico y desde la zona de cotiza, de cualquier modo para más información debes directamente a través de las paginas web de las diversas posadas que hacen vida en la zona . 


Canopy y Tirolina en Los Venados.


En el mismo Cerro Ávila existen diversas actividades recreativas para realizar, el Canopy es una de ellas, un deporte de aventura que consiste en un conjunto de cables de acero que van de un árbol a otro como si fueran puentes colgantes. Otra opción es los lanzamientos en tirolina que es una especia de polea que se desliza a través de los cables de acero y en el cual las personas sujetas a un arnés, con casco y equipo de seguridad se lanzan en vuelo por entre las altas copas de los arboles.
Sí te gusta la adrenalina y la aventura anímate a practicar estos dos deportes extremos y a ver como se ve todo desde las alturas.

Un dato importante es que a la zona de Los Venados, no se llega por la misma vía que al teleférico (Mariperez), al menos no es lo común, ni lo usual, sino a través de una carretera que comienza en la zona de Cotiza, esta carretera puedes subirla con vehículo particular, pero debe ser rustico de doble tracción ya que es bastante empinado y con múltiples curvas. Otra opción es contactar con operadores turísticos de la zona quienes en sus jeeps y camionetas 4x4 te subirán hasta la zona de Los Venados. 

Para los más aventureros y con espíritu deportista, sera una opción hacer el recorrido a pie, pero te advertimos que es bastante demandante y requiere de fortaleza física y llevar agua y uno que otro alimento, como frutas e incluso una barra de chocolate para subir la energía. No olvides llevar ropa y calzado cómodo, un morral, paraguas por si llueve o al menos una chaqueta, el contacto con el paisaje, el sonido de las aves y la brisa de las alturas bien valdrá el esfuerzo. 

Para organizar tu visita al canopy y tirolina en el Ávila puedes contactar a las personas de Senderos Aéreos quienes se encargarán de llenar de diversión tu paseo. 


Centro Recreativo Los Venados

Es una opción menos conocida para disfrutar en el Ávila, pero que te garantizamos será de absoluto disfrute para ti y tu familia, especialmente si lo tuyo no es tanto la aventura y el riesgo, sino las actividades más apacibles.
Un lugar muy bonito, ubicado también en las inmediaciones de la zona de los Venados en el Parque Nacional Waraira Repano (Ávila), que funciona en una antigua casona llamada Hacienda la Trinidad que data de la época colonial, donde se cosechaba café. Ésta hermosa hacienda es propiedad del estado Venezolano desde el año 1925. 

Sus pasillos con pisos rústicos, sus paredes blancas y la paz que allí se respira fácilmente lograrán trasladarte en el tiempo y soñar con la época colonial. En este lugar hay hermosos jardines que se funden con el bosque, además hay zona de acampar, cafetín, mesas para hacer picnic, un museo con piezas coloniales, kioskos de bebidas y comida, biblioteca, capilla e incluso una zona de dormitorios dentro de los espacios de la antigua casona, pero que al momento de la redacción de este trabajo no hemos podido conocer si se encuentra operativa al publico general. 

Subir a Sabas Nieves



Si no dispones del tiempo para un paseo muy extenso, o sencillamente no deseas alejarte tanto de la ciudad, pero quieres despejarte un rato, meditar y practicar algo de deporte, estará bien la opción de la caminata  por los caminitos y senderos del famoso Cerro el Ávila, uno de los más famosos es "Sabas Nieves".

¿Cómo llegar a Sabas Nieves?

Se accede por la zona de Altamira, muy cerca de la Estación del metro con el mismo nombre de la Linea 1 del metro, una vez allí y si vas en transporte púbico, deberás tomar un autobús de "TransChacao" frente al antiguo Hotel Four Seasons en la Av. Luis Roche que te dejará a pocos metros de la entrada al Ávila, en medio de las calles de la urbanización La Castellana.
 Si vas en vehículo particular podrás estacionar en los alrededores de la entrada ubicada en la décima transversal de Altamira. 

Al inicio de la caminata, justo donde está un túnel decorado con murales de mosaicos de cerámica podrás comer deliciosas tortas, jugos naturales, helados de frutas, agua de coco, granola, etc que ofrecen personas que venden sus productos artesanales en la entrada del parque. En este punto es también habitual conseguir artistas callejeros tocando su saxofón o violín, lo cual contrasta con el entorno del parque, pero sin duda aportan mucha identidad al paseo.
Los amantes del senderismo que son más veteranos hacen el recorrido hasta el puesto del guardaparques en unos 25 minutos, otros tardan más de acuerdo su condición física, por lo que es habitual ver como constantemente suben y bajan gran cantidad de personas, en grupos o de manera individual por el suntuoso sendero que al principio puede parecer fácil.

Al principio del camino la vía es ancha y que no aparenta ser tan escarpado, pero se encontraran con algunas partes más fuertes como por ejemplo la famosa "Garganta del Diablo", una subida inclinada y escalonada en la que comenzarán a bajar la velocidad de subida producto del esfuerzo.

Es recomendable llevar abundante hidratación, ropa y calzado adecuado para hacer ejercicios, e incluso lentes de sol, gorra y aplicarse protector solar pues en el sendero no hay arboles que den sombra y se estará expuesto al sol de manera bastante directa.

Quienes logren llegar al punto de control o puesto de guardaparques pueden reposar en la grama, allí hay tomas de agua pura y limpia directa de las quebradas y manantiales de la montaña, además de un gimnasio a cielo abierto donde los más atléticos hacen barras y levantas pesas, quienes prefieren darse una recompensa por haber subido también pueden comerse un helado natural de los que venden en un puesto de la zona; otros devotos ofrecen una plegaria a la imagen de la Virgen de la Milagrosa que se encuentra en una pequeñita gruta adornada en un espacio a orillas del camino.

Quienes no deseen subir a Sabas Nieves, una vez pasan el túnel de mosaicos que se encuentra en el punto de control abajo, pueden tomar el atajo a mano derecha que desemboca en la Cota Mil en la falda de la montaña y desde allí incorporarse a la vía que los días domingos desde el inicio de la mañana y hasta la 1:00 pm, permanece cerrada para el transito de vehículos, así que mucha gente camina, trota, maneja bicicletas, patines, patinetas entre otras actividades deportivas.

Ir al Centro de Arte La Estancia. 

Entre las Urbanizaciones La Floresta y Altamira a pocos metros de la homónima Estación "Altamira" de la linea 1 del Metro de Caracas, encontramos lo que antiguamente fuera parte de un conjunto colonial cafetalero, conformado por las haciendas Santa Ana (Hoy urbanización La Floresta) y las haciendas Blandín y San Felipe a las deben sus nombres las avenidas adyacentes.

De aquel pasado colonial, sobrevive lo que hoy día conocemos como Centro de Arte PDVSA La Estancia, un espacio que conjuga hermosos jardines repletos de flores y variedades de especies botánicas, además de salas con exposiciones de diversas expresiones artísticas en lo que fuera parte de la antigua hacienda. 

Si lo que buscas es paz y alejarte del agitado movimiento capitalino, en la Estancia lo conseguirás sin duda alguna. Ten en cuenta que son bastantes estrictos con las normas y los guías que trabajan allí se encargan de mantener el cumplimiento de éstas, así que procura disfrutar sanamente, no ensucies, no hagas ruidos molestos, no fumes, respeta la tranquilidad de los demás y permite que tu cuerpo se descargue de las pesadas cargas energéticas de la cotidianidad.

Feria de Food Trucks


Te faltará tiempo y espacio en el estómago para probar cada delicia que nos ofrecen estos emprendedores Venezolanos. Así que te recomendamos planificarte antes de ir a darte tu comelona, porque suelen haber colas para comprar en los trucks.

Ubícalos a través de las redes sociales para que sepas donde estarán estacionados.

Visita el Club Social Chino, el ChinaTown de Caracas.

 Ya que Caracas no tiene un Barrio Chino como tal, la comunidad China en Caracas se organizó y creó la Asociación China de Caracas, la cual cada domingo, desde muy temprano (6:00 am) monta una suerte de China Town ambulante, que podríamos resumir como un mercado callejero de artículos y alimentos Chinos tanto crudos, como preparados y ojo cuando decimos crudos, nos referimos hasta "vivos", porque en este mercado se consigue desde brotes de frijol y soja fresca, hasta pato crudo desplumado, pero eso si, con cabeza y pico al más puro estilo chino y otras carnes cuyo nombre es más difícil de decernir tan solo por el aspecto, pero no se asusten que debe ser cochino.

No se dejen intimidar, sean valientes y vivan una experiencia distinta, alejada de la urbe criolla y por una mañana sumérjanse en un mundo de caracteres ininteligibles, pero con aromas deliciosamente cautivadores a especias asiáticas, vegetales exóticos a nuestros ojos y una comunidad que aunque pueda lucir físicamente distinta a nosotros, muchos de ellos son también Venezolanos, así que de uno u otro modo este club es también un poco nuestro, al fin y al cabo Venezuela es una gran mezcla que también tiene Chinos y su gastronomía para nada es solamente arroz con cebollín picado, jamón y salsa soya. Recuerden, la cita es la urbanización El Bosque, en plena avenida principal.

Artesano Café

 
A pocos metros de la Catedral de Caracas y la Plaza Bolívar, conseguirás este lindo lugar de estilo moderno con un cálido ambiente familiar. Se destacan por unos riquísimos sanduches, unos golfeados y un papelón con limón insuperables, cervezas y vinos artesanales, te e infusiones y lo mejor su irresistible café preparado por unos chamos baristas muy talentosos.
Este lugar es perfecto para una buena tertulia después del trabajo o una tarde dominguera.

Visita el mercado de Quinta Crespo

Siempre es entretenido visitar los mercados municipales de las ciudades que se visitan, es una forma de conocer la identidad del lugar a través de sus alimentos
El bullicio de las voces de los compradores se confunde con la de los vendedores, los mercados son de todo menos calmados y la gastronomía y el comercio son una poderosa expresión de la cultura de cada pueblo y ambas cosas se conjugan en los mercados. 

Desde el amanecer este lugar tiene movimiento, camiones cargados arriban a las puertas del mercado para descargar su mercancía, un festival de sacos, bolsas y cajas se apilan en los locales, cuyos propietarios ordenan desde muy temprano para comenzar a recibir cada día a los miles de compradores. Muchos dicen; "Si no lo consigues, búscalo en Quinta Crespo", y es que éste mercado tiene la mayor variedad de productos y sabores en toda la ciudad, entre frutas, vegetales, carnes, hortalizas, charcutería, pescados y hasta ropa, no en vano es muy grande, son casi 20 hectáreas de espacio dedicados a puestos de venta y comercio.

Fue inaugurado hace mas de 60 años por el para entonces presidente de la república Marcos Pérez Jiménez, está ubicado en la Parroquia Santa Teresa, construido en unos terrenos donde había una enorme casona que fue propiedad del Ex-Presidente Joaquín Crespo, así que éste el origen del nombre de este populoso mercado. Tiene el honor de haber sido el primer mercado construido, luego de ser demolido el no menos famoso para la época Mercado de San Jacinto, que era el principal centro de compras de caracas desde principio de los años 1800 hasta inicio de los años 1940.
Un dato curioso es que por muchos años desde su fundación y aún hoy, un gran número de sus locales es propiedad de personas de origen Español, Portugués e Italiano, por lo que en este recinto es sumamente común conseguir productos, alimentos y frutos que no son tan propios de la dieta criolla, sino más bien Europea, reforzando así el valioso intercambio cultural para el cual los mercados son un extraordinario escenario.

Importante, tengan en cuenta que el mercado no abre los días lunes porqué se dedica a su mantenimiento.


Subir al parque El Calvario



Un lugar espectacular, con mucho  valor histórico y arquitectónico muy rico diseñado para el esparcimiento de los caraqueños, siendo la primera obra de paisajismo que se realizo en Venezuela bajo el gobierno de Guzmán Blanco y ampliado con Joaquín Crespo. En la actualidad, fue recuperado en el 2010. 

Las famosas escalinatas, las ruinas del antiguo acueducto de Caracas,  el arco de la federación, la plaza El Parnaso y la capilla de Nuestra Señora de Lourdes construida en 75 días son los lugares que podrás ver mientras te desplazas por las caminerías afrancesadas del parque.

Este es un paseo que vale la pena, porqué sus espacios fueron pensados para el disfrute. Tiene mucha identidad e historias caraqueñas. Arriba hay unos kioskos y puestos de la policía.



La casa de estudios de la historia Lorenzo Mendoza Quintero


Esta casa en medio del caos incipiente de Caracas da refugio en su interior, con sus aires mantuanos de mejores épocas. La arquitectura es un clásico ejemplo de la era  colonial con sus pisos hidraúlicos, patio central, corredores alrededor de los patios con grandes ventanas, y al final un jardín muy bonito donde opera un restaurante de comida mantuana muy famoso llamado Casa Veroes.

La parte de atrás de la casa tiene muebles antiguos de cuero y madera, y algunas mesas para que los visitantes puedan sentarse a leer, a hablar o simplemente conseguir calma, ya que es un lugar muy tranquilo donde no escuchas el bullicio característico de la zona.




Visitar el Museo Sacro


Este museo muy interesante se encuentra en el casco colonial, justo al lado de la Catedral de Caracas, y a un costado de la Plaza Bolívar. Es un lugar muy particular, que  tiene varios atractivos ya que concentra el arte, la liturgia y la historia.

Esta casa color melon desteñido en el paso del tiempo ha tenido varios usos, inicialmente fue el cementerio de la Catedral de Caracas, hasta que muchos años mas tarde se construyera el cementerio general del sur. Ha sido La Escuela Episcopal, y años más tarde, en los talleres del diario La Religión, y es el lugar donde se encuentra la cripta con los restos de la familia se Simón Bolívar, es decir su panteón familiar.

No menos interesante, el museo cuenta con unas catacumbas que conservan esos aires tenebrosos, oscuros, donde no ha cambiado mucho a pesar que ha pasado por muchas adaptaciones por sus usos. Este lugar sería donde funcionaba la cárcel eclesiástica. No te lo pierdas y contribuye al visitarla y comprar el boleto que es absurdamente económico.



Visitar la GAN: Galería de Arte Nacional.




Por muchos años la GAN estuvo ubicada en los espacios del famoso edificio del Museo de Bellas Artes, que fue construido por Carlos Raul Villanueva, y que está ubicado en la Plaza de Los Museos entre el Parque los Caobos y el Teatro Teresa Carreño, a pocos metros de la Estación Bellas Artes.
.
En el año 2009, sus instalaciones fueron migradas no muy lejos a poco más de medio kilómetro, a un edificio de enormes dimensiones, cuya ejecución estuvo abandonada por muchos años, diseñado por el arquitecto de origen Español Carlos Gómez de Llarena quien proyectó una obra arquitectónica denominada Plan Maestro Isola Della Certosa, de la cual solo se ha culminado la parte que hoy ocupa la GAN, que corresponde a una planta física de más de 30mil metros cuadrados, lo que convierte a este museo en el más grande de toda Venezuela e incluso de toda Latinoamérica. 

Su ubicación actual es en la Avenida México con Avenida Bolívar, frente al complejo Parque Central.



Bulevar de Sabana Grande 

Este largo bulevar es de los principales sectores de esparcimiento del caraqueño, es algo así como La Rambla de Caracas. Antes fue la avenida Abraham Lincoln y ya en los años 80s con la llegada del metro paso a ser el largo paso de peatones que conocemos, con montones de tiendas de cada lado.

Durante unos años logro el hampa, el buhonerismo, la droga y la prostitución se apoderaron de este espacio, pero el 2007 fue recuperado por el gran valor patrimonial que tiene, y PDVSA se encargo de entregarlo de nuevo con mas valores agregados como lo son esculturas de arte a lo largo del bulevar, cambiaron el piso, bancos para descansar en toda su extensión, colocaron varias maquinas de ejercicio al aire libre y atracciones para niños. Hay negocios que son muy emblemáticos como algunas tiendas de golfeados que son excelentes y harán tu paseo dulcito y rico.



La Iglesia Ortodoxa Rumana

La Iglesia ortodoxa rumana San Constantino y Santa Elena es el nombre de este templo tan particular, inédito en latinoamérica. Fue construida completamente de madera traída de Rumania, ya que este proyecto fue un obsequio del gobierno de ese país para los venezolanos. En 1999 la iglesia fue armada sin clavos ni pegamento, porqué consideran que usarlos después que con ello clavaron a Cristo en la cruz, no sería correcto. 

Las artistas rumanas Titiana Nitu Popa y Mihaela Profiriu se trasladaron a Caracas para pintar los frescos que tiene la iglesia en su interior. En la cúpula del techo hay una representación bizantina de la Virgen de Coromoto, que fue incluida como homenaje a Venezuela.





La tienda Hansi

Esta tienda ubicada en cerca de la plaza del pueblo de El Hatillo, es un lugar obligado porqué son millones de cositas que tiene. Apartando la cantidad de artesanías, sourvenirs y detalles, tienen un cafécito donde venden unas tortas deliciosas, y bebidas características de la zona y todo el rollo artesanal.



El Parque Los Caobos



















No te arrepentirás. Este hermoso parque además de ser uno de los mas antiguos encierra mucho arte y espacios naturales. No es muy concurrido, y la verdad es que no entiendo la razón. Pero sin duda es un gran lugar, tiene caminerias, ciclorutas.


Posee varias esculturas espectaculares como "Ícaro, el ángel caído" de un artista venezolano de nombre Felipe Herrera. Es impresionante, es una representación de Ícaro encadenado sobre una tarima.

Existen algunos espejos de agua con mas expresiones artísticas a lo largo del parque como "El Pensador", también de un artista venezolano, que describiría de la forma más específica como una cabeza gigante quebrándose, la última pieza la agregaron hace unos pocos años la Alcaldía de Caracas y es un elefante dorado que esta de pie sobre otro espejo de agua, y son obras impactantes.

La principal fuente es imponente,  representa regiones del país con esculturas de hombres y mujeres. Fuente Venezuela es su nombre y fue realizada para estar colocada en la redoma de Plaza Venezuela, pero con los cambios urbanísticos y luego de un buen tiempo ahí, la reubicaron al Parque Los Caobos y es ideal, sentarse a sus alrededores al lado de esas grandes esculturas tumbadas en el interior.




El Parque Generalísimo Francisco de Miranda o Parque del Este.



Este parque quizás es el mas concurrido y el espacio donde todos los caraqueños habrán ido alguna vez, pero la verdad es que es muy completo. Consta de 83 hectáreas de terreno en un lugar estratégico, el cerro Ávila desde este lugar se ve imponente. 

Posee espacios de esparcimientos amplios, canchas deportivas, rutas para correr o manejar bicicletas, kioskos para fiestas y parque de niños, jardines ecológicos, cafetines, un lago donde pueden pedalear unos barquitos, una replica del barco Leander que era donde navegaba Francisco de Miranda, tiene espacio de zoológico con algunos animales como tigre, nutria, chigüires, anacondas, monos entre otros.

Hay un espacio donde encontrarás una variedad de aves y la famosa Águila Arpía que es una parada obligada, una concha acústica para conciertos, una biblioteca que funciona como infocentro (sala de internet gratuito). Entre otras actividades e instalaciones encontramos un aviario, un terrario y el famoso Planetario Humboldt, con una cúpula de 20 metros que conjunto a su proyector hacen una experiencia enriquecedora su visita. El proyector permite simular 9000 estrellas además del sol y la luna y mercurio, venus, marte, júpiter y saturno. También es capaz de generar las configuraciones estelares de los últimos 14000 años y de los próximos 12000 años.

Karting y tirolina en el mismo lugar

Velotrack en la Limonera, Baruta, es un excelente sitio de esparcimiento, brinda múltiples opciones de diversión para niños y adultos. Es imposible aburrirse en un lugar con pista y carros de karting, tirolina, paintball, camas elásticas, pared de escaladas, canchas de futbolito, baloncesto, voleibol y un centro de bateo. 

La casa natal del Libertador Simón Bolívar


Visitar el centro de Caracas, recorrer su casco antiguo es un paseo maravilloso, donde no te alcanzará el día porqué hay muchos lugares de interés. En San Jacinto, a una cuadra de la Plaza Bolívar encontrarás la casa natal del Libertador, y esta casa cuenta con la exposición permanente de las pertenencias del libertador, su cama, su ropa, los salones que te permiten ver que fue de esa Caracas de hace 200 años. Incluye una paseo a este lugar en tus planes, porqué hay mucho atractivo.


Las caballerizas y el patio central de la casa natal del Libertador Simón Bolívar


Museo Bolivariano

Esta justo al lado de La casa natal del Libertador, y en esta casona colonial podremos encontrar una exposición continúa de la historia de Venezuela, desde documentos importantes que datan de la colonia, hasta el ataúd donde llegaron los restos de Bolívar desde Santa Marta, el cofre e información de la exhumación realizada en julio del 2.010, la famosa lanza de Páez, el centauro de los llanos, banderas que se usaron en las batallas de la independencia.



El Panteón Nacional y el Mausoleo del Libertador 

Al final del búlevar Panteón encontrarás El Panteón y el Mausoleo, compartiendo una extensa plaza con la Biblioteca Nacional. Allí reposan los restos de personas insignes  y notables, nuestros héroes patrios, y es muy bonito. Desde Reverón hasta el padre de la patria, en la salida al final del salón.

Es un lugar muy solemne, intenta llegar a tiempo para ver el cambio de guardia que es emocionante ver como se le rinde honores al Libertador.





En construcción a partir de aquí



Categories